Por Salvador Batista artículo original publicado para el Periódico HOY

Poco a poco la Ciudad Colonial de Santo Domingo ha comenzado a tener un nuevo matiz en sus edificaciones, lo cual ha sido bien visto no solo por sus residentes, sino por turistas que transitan cada punto histórico de este lugar.

Residencias y edificios comerciales renovados se pueden admirar, lo que embellece este importante punto turístico de la ciudad capital el cual es visitado diariamente por miles de visitantes extranjeros.

Las fachadas restauradas de algunos comercios se pueden contemplar y fotografiar porque ofrecen una hermosa visual arquitectónica que antes no se podía apreciar, debido a la cantidad de letreros comerciales que en su momento opacaban la misma, y al poco mantenimiento por parte de sus propietarios.

¿Por qué esta iniciativa? Este proyecto de Embellecimiento y Remozamiento de Fachadas Históricas forma parte del Programa de Fomento al Turismo de Ciudad Colonial (PFTCC) financiado por el Banco Interamericano de Desarrollo.

Inicialmente se contemplaron 500 fachadas que fueron concluidas a mediados del 2015, pero debido a la mejora favorable en la imagen de la ciudad y la respuesta entusiasta de los beneficiarios, se amplió el programa para la restauración de más fachadas.

Estas intervenciones han servido de estímulo para una transformación integral del ambiente, provocando que muchos propietarios asuman la responsabilidad de remozar sus fachadas y mejorar la condición de sus inmuebles.

Nuevas fachadas restauradas. Unas 80 fachadas han sido restauradas en la calle El Conde, y en los barrios de San Miguel, San Antón y Santa Bárbara, dentro del Programa Ayúdame a Pintar Tu Casa.

La preselección de las fachadas a ser beneficiadas por el Programa de Remozamiento se basó en el listado de inmuebles en deterioro que requieren intervención inmediata para su conservación, presentado por la Oficina de Patrimonio Monumental en el 2009.

De estas se identificaron 120 fachadas de carácter prioritario por su impacto en la mejora del conjunto urbano y se han concluido 147, ubicadas en las calles Arzobispo Meriño, Católica, Portes, Salomé Ureña, 19 de Marzo, Hostos, Mercedes, Conde y Nouel.

Actualmente hay 10 fachadas en obras y restan 43 por intervenir en la calle El Conde.
Arqueología de color. Para la arquitecta Mauricia Domínguez, consultora del Programa de Fomento al Turismo Ciudad Colonial, los colores que exhiben hoy las casas restauradas obedecen a la arqueología del color que es una investigación sobre la cantidad de capas pictóricas que tiene una edificación en el transcurso de su tiempo de construcción.

Explicó que en la zona colonial se hizo una investigación de decapados y se fueron indagando en los lugares donde había pérdida de material, se buscaron cuántas capas había y se compararon con tablas internacionales equivalentes de color universal.

Sostuvo que en una primera instancia la Ciudad Colonial pudo estar blanca, en los primeros momentos de la terminación de las construcciones, aunque aclaro que fue muy heterogénea en sus colores.

Mientras que la consultora Virginia Flores aclaró que para decidir el color en que se iban a pintar las fachadas se marcó en la pared un cuadrito dividido en secciones, entonces se van quitando las capas, de la capa primera o exterior, hasta la última cuando se encuentra el material y eso hay que hacerlo despacio porque de cada cuadrito se deja una capa.

Aclaró que dependiendo de la fachada se encontraron 4 y en otras 10, 12 y 15. Todo depende de lo viejo del enlucido o el revocado de la edificación y de los colores que haya tenido.

 La información fue tomada del siguiente Link de la versión digital del periódico HOY:
http://hoy.com.do/la-nueva-cara-de-la-ciudad-colonial/
Imagen del artículo para hacer esta publicación cortesía de Carlos Quintanar.